The news is by your side.

Cómo Pepsi salvó a Coca-Cola del robo de su fórmula secreta

2,970

Una empleada de Coca-Cola intentó venderle a Pepsi su famosa receta, uno de los secretos mejor guardados del mundo: su fórmula.

Sin embargo, Pepsi, su mayor rival en el mercado de las bebidas refrescantes, supo anteponer sus principios como profesional y salvar a Coca-Cola.

En julio de 2006, agentes del FBI irrumpían en una casa en Atlanta (Georgia) y arrestaban a Joya Williams.

Williams era trabajadora de Coca-Cola que, junto a dos cómplices, Ibrahim Dimson y Edmund Duhaney, había intentado vender información clasificada y la fórmula secreta de la famosa bebida a Pepsi.
Sin embargo, ninguno de ellos contaba con un pequeño detalle: Pepsi no solo no iba a caer en la trampa, sino que serían ellos mismos quienes contactaran con Coca-Cola y las autoridades para hacerles saber de la trama criminal, publica La Vanguardia.

Williams era la suministradora de información de dentro de la empresa y Dimson actuaba como negociador con Pepsi. El trío comenzó a mandar información a la empresa a través de una carta ‘oficial’, remitida por un supuesto alto cargo de Coca-Cola (Dimson), contándoles que Coca-Cola tenía un proyecto secreto, y que ellos mismos les facilitarían toda la información relacionada con esa misteriosa bebida que Coca-Cola iba a lanzar en los meses siguientes, basándose en su famosa fórmula.

Pero no contaron con un detalle que cambiaría sus destinos para siempre: Pepsi iba a jugar limpio. Entonces, un agente encubierto del FBI que se hacía pasar por trabajador de Pepsi contactó con Dimson para obtener más información y una muestra del supuesto producto secreto, que el supuesto trabajador iba a ofrecer a cambio de un primer pago de 30.000 dólares, más otro de 45.000 tras analizar la preciada muestra.

No solo eso, ambos quedaron en pagar 1.5 millones de dólares por el resto de la información. Los delincuentes cometieron otro error: abrir una cuenta conjunta para recibir la transferencia.

Con todas estas pruebas, los tres delincuentes fueron detenidos poco después, en el momento en el que se iba a realizar el lucrativo intercambio acordado en el aeropuerto de Atlanta. Tras el intercambio, los tres volvieron a casa, donde fueron detenidos.

Según informó en su momento The New York Times , fue a raíz de este caso que desde Coca-Cola se hizo una reestructuración y se aplicaron sanciones más duras para el quebrantamiento de las políticas internas de protección de información.

Joya Williams fue condenada a ocho años de cárcel, acusada de conspirar para robar secretos de fabricación a Coca-Cola y tratar de venderlos a Pepsi. Ibrahim Dimson y Edmund Duhaney, por su parte, acusaron a Williams en el juicio de ser la cabecilla de toda la trama.

Dimson fue condenado a cinco años en prisión, más una multa de 40.000 dólares. Duhaney, por su parte, fue condenado a dos años.

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia.

The Times en Español TV

Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas noticias directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento
Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas noticias directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento
También podría gustarte
x